Categorías
Nutrición deportiva

Suplementos de hierro: beneficios, riesgos, y cómo tomarlos

Los suplementos de hierro pueden ser una forma efectiva de aumentar los niveles de hierro en personas con deficiencia de hierro o anemia ferropénica. Sin embargo, como con cualquier suplemento, hay riesgos y beneficios a considerar antes de comenzar a tomarlos.

Beneficios de tomar suplementos de hierro

El hierro es un mineral esencial para el cuerpo humano, y es necesario para la producción de hemoglobina, la proteína que transporta oxígeno en la sangre. Si los niveles de hierro son bajos, el cuerpo no puede producir suficiente hemoglobina, lo que puede provocar fatiga, debilidad y otros síntomas.

Tomar suplementos de hierro puede aumentar los niveles de hierro en el cuerpo, lo que puede mejorar la producción de hemoglobina y aliviar los síntomas de deficiencia de hierro y anemia ferropénica.

Riesgos de tomar suplementos de hierro

Sin embargo, tomar demasiado hierro también puede tener efectos secundarios negativos. Un exceso de hierro puede ser tóxico y dañar los órganos, incluyendo el hígado y el corazón. Por lo tanto, se deben tomar suplementos de hierro solo según lo recomendado por un profesional de la salud y no exceder la dosis recomendada.

Además, algunas personas pueden experimentar efectos secundarios gastrointestinales como náuseas, vómitos, diarrea o estreñimiento al tomar suplementos de hierro.

Para minimizar estos efectos secundarios, intenta tomar el suplemento con alimentos y agua, y dividir la dosis diaria en dos o tres tomas más pequeñas.

Precauciones al elegir un suplemento de hierro

Cuando se busca un suplemento de hierro, es importante elegir una forma de hierro que sea fácilmente absorbida por el cuerpo, como el sulfato ferroso o el gluconato ferroso. Elige un suplemento que no contenga más hierro del que se necesita.

Las dosis recomendadas de hierro pueden variar según la edad, el sexo y las necesidades individuales, por lo que es importante hablar con un profesional de la salud para determinar la dosis adecuada.

A continuación se muestra una tabla con la dosis media recomendada de hierro por tramos de edad y sexo:

Edad Hombres Mujeres no embarazadas Mujeres embarazadas Lactancia
0-6 meses 0.27 mg 0.27 mg
7-12 meses 11 mg 11 mg
1-3 años 7 mg 7 mg
4-8 años 10 mg 10 mg
9-13 años 8 mg 8 mg
14-18 años 11 mg 15 mg 27 mg 10 mg
19-50 años 8 mg 18 mg 9 mg
51+ años 8 mg 8 mg

Hay que tener en cuenta que estas son solo dosis medias recomendadas y que las necesidades individuales pueden variar según factores como la salud, la dieta y la actividad física. Por lo tanto, siempre es conveniente hablar con un profesional de la salud antes de tomar cualquier suplemento de hierro o cambiar su dieta.

También es importante tener en cuenta que algunos alimentos y medicamentos pueden interferir con la absorción de hierro. Por ejemplo, los alimentos ricos en calcio o los antiácidos pueden reducir la absorción de hierro, mientras que la vitamina C puede mejorar la absorción de hierro. Por lo tanto, es importante tomar el suplemento de hierro a una hora separada de estos alimentos y medicamentos.

En resumen, los suplementos de hierro pueden ser una forma efectiva de aumentar los niveles de hierro en personas con deficiencia de hierro o anemia ferropénica. Sin embargo, es importante tomarlos según lo recomendado por un profesional de la salud y elegir un suplemento que sea fácilmente absorbido por el cuerpo y que no contenga más hierro del que se necesita. También es importante tomar medidas para minimizar los efectos secundarios y tener en cuenta los alimentos y medicamentos que pueden interferir con la absorción de hierro.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *